English Version: https://www.aeromuseo.org/strong-enough-2/
Polska: https://www.aeromuseo.org/strong-enough-3/

Dominika y Magda, de la Escuela de Fuerzas Aéreas de Polonia

Antes de comenzar la historia de nuestro viaje, vamos a presentarnos.

Mi nombre es Dominika (izquierda foto). Procedo de una pequeña ciudad al Este de Polonia. Comencé mi aventura con la aviación hace 5 años, cuando decidí estudiar en Deblin. Me gradué en la especialidad de drones. Mi lema es saber apreciar cada día. Me gustan las novedades, descubrir nuevos lugares, y conocer nuevas culturas.

Mi nombre es Magda (derecha foto) y vivo en el extremo opuesto de Polonia que Dominika. Y también me gradué en la Universidad Militar de las Fuerzas Aéreas de Polonia. Me considero perfeccionista, por lo que cuando estoy haciendo algo, quiero darlo todo. Mi pasión es viajar.

Así empezó esta historia

Tomamos la decisión de venir al Museo Aeronáutico de Málaga de manera espontánea, sin meditarlo mucho. Y cuando quedó claro que teníamos vía libre, hicimos las maletas, ilusionadas por nuestra tarea de los meses siguientes. Cuando llegamos al Museo, nuestro jefe nos hizo una pregunta directa: -¿Queréis ayudar en nuestros proyectos?- Sólo podía haber una respuesta: -Por supuesto que sí-. Pero realmente no sabíamos lo que nos esperaba. En nuestro primer día de trabajo, vestidas como para ir a una fiesta, nos subimos a una escalera para sellar unos carteles a unas ventanas con silicona, con el fin de oscurecer la nueva sala de simuladores de vuelo. Después del primer día de trabajo, nos emocionaba pensar acerca de lo que nos pedirían al día siguiente y esperábamos con impaciencia conocer cuál iba a ser nuestra próxima tarea.

Esta cita refleja con exactitud cada día que hemos pasado en el Museo:

Mamá siempre dice que la vida es una caja de bombones: nunca sabes lo que te vas a encontrar.

Forrest Gump

 Los días siguientes estuvieron llenos de desafíos. Os describimos algunos de ellos:

Proyecto restauración de radar

La tarea de restaurar el radar y recuperar su aspecto original ha sido uno de los proyectos del que estamos más orgullosas.

Tuvimos sesiones de instrucción por un técnico en mantenimento de aeronaves de cómo pintar a pistola. Algo que en principio nos tomamos como una tarea complicada fue finalmente algo divertido.

Proyecto Renault 4 aeroportuario de señaleros

Nos encargamos del mantenimiento del suelo interior y de portaequipajes, saneando las áreas con óxido, lijando la carrocería, y aplicando masilla de carrocero, y desmontando todas las piezas que no necesitan repintado, entre otras tareas. El proyecto está aún en ejecución. Seguimos trabajando en ello.

Proyecto restauración Land Rover bomberos

En este proyecto, al igual que con el Renault, nos encargamos de una renovación completa para devolverle su aspecto original. Con el decapador de calor le quitamos todos los rótulos adhesivos, lijamos las áreas oxidadas, y aplicamos un convertidor de óxido para prevenir su reaparición.

También hemos realizado con frecuencia proyectos más pequeños, que se basaban en la limpieza, lijado, taladrado, corte de elementos, etc.

Restauración integral avión De Havilland Dove 1963

Podemos decir de este proyecto que es como nuestro hijo. Cuando lo vimos por primera vez, sabíamos que queríamos empezar con él lo antes posible. Este es un avión Dove, sobre el que puede leer más en otros artículos en el sitio web del museo. En la imagen de arriba, estamos tratando de deshacernos de una serie de capas diferentes de pintura, que se han ido aplicando durante años. El proyecto necesita mucho tiempo y dinero, pero esperamos que algún día lo veamos como un hermoso ejemplar de museo, admirado por los turistas.

Taller de Modelismo

Aquí tuvimos la tarea de continuar con una maqueta de avión, cuyo armazón hecho de espuma de poliestireno y montado como un puzzle hecho de centenares de piezas necesitaba ser cubierto con tiras de papel encolado. De todas las maquetas escogimos la del Mirage 2000. El taller de modelismo del museo creado para este propósito es como una sala de relajación. El tiempo que pasamos allí fue como hacer meditación 😊

Y ahora qué

La aventura con el Museo Aeronáutico de Málaga continúa, porque aún nos queda algún período de prácticas. Pero lo que hemos vivido hasta ahora nos permite asegurar que esta es una de las mejores prácticas que hemos tenido. Seguro que cada proyecto permanecerá en nuestro corazón durante muchos años. Y formarán parte de los relatos que contaremos a nuestros hijos o nietos.

Tenemos un mensaje para las próximas estudiantes de prácticas o voluntarias que deseen ayudar al museo: ¡No tengan miedo y vengan!

Este lugar nos ha demostrado que las mujeres también pueden usar un taladro, un destornillador o una lijadora y que lo hacen tan bien como los hombres. Muy a menudo, cantábamos la canción de la popular cantante Cher «Strong enough» mientras hacíamos diversas actividades, porque nos daba el poder de actuar. Pero la mayor motivación procedió de las palabras positivas que escuchamos del personal o amigos del museo como: ¡Muy bien !, ¡Sigan con el buen trabajo !, ¡Perfecto!, ¡Trabajo fantástico! lo que nos dio aún más poder. El museo de Málaga es un lugar maravilloso con alma y pasión por la aviación y más, que flota en el aire a cada paso.

¡Desde aquí queremos agradecer al jefe, su esposa y todos los amigos por tan cálida bienvenida y apertura hacia nosotros! ¡Gracias y esperamos que ellos también tengan un gran recuerdo de nosotros!

English Version: https://www.aeromuseo.org/strong-enough-2/
Polska: https://www.aeromuseo.org/strong-enough-3/

Artículo anterior2020 Año de la conservación
Artículo siguienteVamos a hacer que brille nuestro último avión abandonado

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here